Buscar este blog

10 de diciembre de 2013

Y SE LES FUE LA OLLA...(LA FIA, LA FOM Y LA MADRE QUE LOS PARIÓ): ¡LA ÚLTIMA CARRERA VALE DOBLE!

 Ecclestone, Todt, still on road to new Concorde
 
Hay una ley de Murphy que dice que todo lo que vaya mal, es tendente a ir a peor...y con la FIA y la FOM de por medio, cualquier ley de Murphy es posible. Por un momento, nada más leer la última cacicada, uno lo primero que llega a pensar es que semejante idea nunca podía ser real, que sólo  podía ser una de esas ideas que de vez en cuando tiene Bernie Ecclestone para echar al público como globo sonda, aunque sólo sea para generar polémica hasta que comience la próxima temporada. Pero, por increible que parezca, esta vez a la FOM y a la FIA se les ha ido la olla de una manera realmente reseñable. Tanto, que nadie fue capaz de adelantarlo ni siquiera como rumor...porque idea tan estúpida no se le podía ocurrir a nadie más. Sí, como ya habreis adivinado, hablamos de la última carrera, que a partir de ahora puntuará doble...así, como suena, tal cual. Pero como hay más, entremos en detalle...

En el día de ayer la FIA optó por dar a conocer sus últimas decisiones con respecto a como llevar la F1 hacia un mayor interés deportivo, hacia un mayor rendimiento económico. Y subrayamos esto último porque es lo que subyace detrás de todas estas decisiones que se publicaron ayer, aunque eso lo explicaremos luego. Lo primero es decir cuales han sido los cambios que se han tomado por el "bien del deporte":
 
La primera, la más polémica:
 
La última carrera puntuará doble para evitar que el Campeonato se decida antes de la última carrera, manteniendo así la emoción hasta el final.
 
La segunda, de corte económico:
 
Se ha alcanzado un principio de acuerdo para tener un límite presupuestario entre los equipos y de esta manera evitar el colapso económico de muchas escuderías que están al límite de su solvencia y sobre todo, de su supervivencia.
 
La tarcera, de índole sancionador:
 
La FIA se reserva la posibilidad de imponer sanciones de hasta 5 segundos de penalizaciòn para pequeñas infracciones, con el fin de dar una mayor flexibilidad sancionadora.
 
La cuaera, una cuestión promocional
 
Los dorsales podrán ser fijos para cada piloto, existiendo la opción de elegir entre los números que van del 1 al 99, estando reservado el nº al Campeón si este lo quisiera emplear.
 
De todas estas medidas hay una que destaca por encima de todas las demás, y es la que se refiere a que la última carrera puntúe doble. Hay quien puede entender lo que se busca con ello, pero es algo que infringe el principio de que todas las carreras valen lo mismo y que es que el piloto más regular el que se lleva el Campeonato. Pero es incluso la carrera elegida para terminar el Campeonato lo que incrementa la polémica de por sí, porque esta no es otra que Abu Dhabi, una carrera aburrida de por si cada año, que no aporta nada desde el punto de vista deportivo al espectador. ¿Por qué entonces esta pista? Muy sencillo: por el dinero. Abu Dhabi es uno de esos circuitos a los que se les podría subir el canon a pagar a la FOM de Bernie Ecclestone por el simple hecho de que "les sobra el dinero", de que "tienen dólares para regalar" por emplear expresiones sencillas, llanas y fáciles de entender. Una solución de este tipo beneficia no sólo el "aspecto deportivo", con el hecho de que no se decida el Campeonato hasta la última carrera, sino el bolsillo de Ecclestone, que obviamente es el que dirige el Gran Circo y el que manda a la hora de entender la forma en que la F1 se dirige.

"@F1Times: "Nobody predicted the double points rule... probably because it's such a stupid idea. "
 
 
 
 
La pregunta a realizarse es si para conseguir ese fin de mantener la emoción hasta el final se necesitaba una medida como la de la doble puntuación de la carrera, y más teniendo en cuenta que hasta la entrada de Pirelli en el Campeonato, en los últimos años se había decidido todo en la última carrera, hasta el punto de incluso decidirse en la últimca curva. Todo es mucho más sencillo de lo que nos intentan vender. La  estabilidad en la aplicación de las normas, sin variación a mitad de Campeonato, hubiera conseguido que tanto en 2012 como en 2013 la lucha se hubiera dado hasta el final, sin facilitar el dominio abrumador de Red Bull en el segunda mitad del Campeonato en los 2 últimos años. Pero es más, dicha estabilidad hubiera ayudado a que en el largo plazo los equipos no hubieran tenido que tener que sacarse disposiciones adicionales de dinero para desarrollar nuevas soluciones a mitad de año con los que adaptar el monoplaza a las nuevas "normas deportivas" o a los cambios interesados de una de las partes. Pero incluso se puede llevar más lejos, y es que una estabilidad reglamentaria a lo largo de por ejemplo 3-4 años vista, permitiría a los equipos aprovechar sus recursos sin gastar innecesariamente en soluciones tecnológicas que al año siguiente van a ser prohibidas y por tanto, van a suponer una manera tonta de derrochar un dinero que cada vez escasea más.
 
"Casi todos los años a alguien se le ocurre una idea que sabes que se prohibirá al año siguiente, pero a la que todo el mundo va temiendo que si no lo hacen, supondrá un retroceso en su rendimiento deportivo. Al final del día será un desperdicio de dinero, así que no necesitas esta clase de desarrollos para que el reto de la ingeniería sea tan alto" (Monisha Kaltenborn - Team Manager Sauber F1)

Link: Revista QR
 
La idea de que la última carrera valga doble, en un circuito que además no ofrece carreras emocionantes precisamente, no hace sino hacernos creer que el dinero ha sido la principal excusa para que se dé este cambio. Es más, dentro de la absurdez de la norma, se podría haber entendido si la carrera elegida hubiera sido la de Interlagos, en Brasil, por el mero hecho de las dificultades que siempre ha ofrecido cada año por las condiciones meteorológicas y por aquellas que representan que sea un trazado anti natura para los pilotos (con la mayoría de curvas en sentido contrario al sentido de las agujas del reloj). Pero el dinero árabe, de donde proceden ahora muchos de los patrocinios e inversiones que capta la F1, ha sido el motor de todo esto. Ni Spa, ni Suzuka, ni Mónaco, ni Malasia, ni Singapur siquiera...¡Abu Dhabi!. Lo dicho, se les ha ido la olla...
 
Respecto al resto de medidas, como en esta, el dinero manda...hasta en la de los dorsales. El poder emplear números fijos no tiene como fin otro distinto de poder dar un empuje importante a todo el tema del merchandising de los pilotos y los equipos. Tener un número fijo permite impulsar toda la línea en este sentido, como pasa en el futbol, baloncesto y otros deportes, donde un nº puede ser "marca de la casa" y se puede desarrollar toda una línea deportiva en base a ella. Lo hemos visto con el 23 de Jordan, con el 7 de CR7, con el 46 de Valentino Rossi, con el 7 de Carlos Checa, el 34 de Kevin Schwantz. Una idea que al menos parece tener algo más de lógica que la que tenía hasta ahora la F1, aunque no deja de ser algo revolucionaria. Si Alonso eligiera el 5, por ejemplo, su línea de merchandising se podría basar en un único nº durante varios años, facilitando la obtención de ingresos adicionales. Igual con el equipo, que podría sacar una colección identificable con un único nº, sin tener que variarlo de año en año. Toda una manera de impulsar la llegada de dinero.
 
Respecto al tope presupuestario, por supuesto que es de agradecer teniendo en cuenta la cantidad de equipos que están al borde del colapso o que cuando menos, están pasando serias dificultades económicas. El hecho de que Kimi Raikkonen y Nico Hulkenberg vieran este año como no se abonaban sus salarios no hizo sino poner el dedo apuntando en la dirección correcta, algo que ya avanzamos hace más de 1 año con ese artículo que hablaba de la situación económica de los equipos de la F1. Al final, era algo que se tenía que haber hecho con sentido común hace tiempo, sin caer en las exageraciones de Mosley y sin caer en la ingenuidad del RRA al que llegaron los equipos de la FOTA unilateralmente. Algo que no está vigilado y normalizado por un organismo independiente, que sepa llevar a cabo esa vigilancia, está destinado al fracaso. Hace tiempo, por ejemplo, que corre el rumor de que Red Bull utiliza el parón veraniego para seguir trabajando, y ya comentamos aquí las sospechas que tenía Force India sobre ello tras averiguar según que hechos que ya se dijeron en su momento, a las que el Dr Marko incluso respondió con ironía "Si fuimos mejores después del parón veraniego fue porque aunque la fábrica estaba cerrada, nuestros cerebros no lo estuvieron" (caranddriverthef1.com). El límite presupuestario, los números, Abu Dhabi...todo es dinero. Como se suele decir: "La F1 es un negocio de lunes a jueves que se basa en un deporte de viernes a domingo". Dinero, dinero, dinero...
 
Por Juan Ávila

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Que necesita Movistar para tener éxito con la F1?

Encuesta - Futuro "Pedro de la Rosa"