Buscar este blog

7 de noviembre de 2013

PIRELLI Y RED BULL SE RIEN DE LOS AFICIONADOS A LA F1...

 
 
La temporada 2013 de F1 pasará a la historia por ser aquella en la que Vettel consiguió entrar en la historia de la F1 proclamándose Tetracampeón del Mundo. Guste más o menos una afirmacíón de este tipo, es algo que resulta incuestionable. Diferente en todo caso puede ser la manera de conseguir ese Campeonato, no porque Vettel hiciera algo incorrecto (estuvo inmaculado) sino por las facilidades que recibió por parte de la FIA y el suministrador de neumáticos. Aquel coche que empezaba el año en buena forma pero sin el dominio con el que terminó la temporada anterior, se transformaba a mitad de la misma (de nuevo) en un coche dominante, al que de nuevo no había quien le pudiera meter mano. Y una vez más, por arte de una decisión estratégica por parte de Pirelli, la marca italiana de neumáticos que marcó definitivamente el Campeonato al cambiar los compuestos en favor de aquellos que en la mitad de la temporada pasada tuvieron el mismo efecto en Red Bull que el que han tenido este año: convertir sus monoplazas en insuperables. Lo que en otro deporte sería un escándalo, en la F1 es una anécdota que da mucho eco a la disciplina. Es más, y que la lleva hacia donde Ecclestone muchas veces quiere: a protagonizar la actualidad informativa en todo el globo terráqueo...pero entremos en justificar el titular...

 
 
 
 
Cuando Vettel recibió los primeros abucheos se encendieron las señales de alarma. Los aficionados empezaban a coger manía al joven prodigio alemán y a lo que significaban sus victorias para la F1. Pero lejos de ser además un "mosqueo" por un dominio deportivo aburrido pero justo, el aficionado empezaba a percibir como de nuevo se les había birlado el mundial a mitad de temporada por una decisión que favorecía a unos en detrimento de otros. En otros deportes directamente no se podría ni plantear, pero en la F1 de Bernie Ecclestone no sólo es posible, sino que se hace con la máxima naturalidad del mundo. La cuestión no es tanto ya el hecho de lo increíble que puede resultar cambiar las reglas del juego a mitad de temporada, sino el hecho de que después de hacerlo y haberte beneficiado de ello, encima tengas la inmoralidad de reírte de todos los aficionados manifestando algo como lo siguiente:
 
“We had a big change over the winter, an unexpected change. Pirelli introduced a new tyre which was much more sensitive, it was very easy to overload it and because our car, a lot of its lap time is under braking and in the high speed corners, where you’re putting a lot of load into the tyres, we couldn’t really exploit that without the tyres going off very quickly.”
 
“So that tyre change hurt us and helped some other people, such as Lotus, Ferrari perhaps. For me that was purely luck.
 
“I think Lotus and Ferrari are making making big noises about how clever they were over the winter to read that far. But to be perfectly honest they were just plain lucky, we were a little bit unlucky, and of course the the politics take over. So it’s been a challenging year but a very rewarding one.”
 
Traducido, lo que Newey viene a decir es que el cambio de Pirelli al comenzar el año benefició a Ferrari y Lotus, perjudicándoles a ellos. Y que por mucho que presumieran en ese momento de como ellos (Ferrari y Lotus) habían encontrado ese equilibrio, Newey cree que en vez de ser fruto del trabajo durante la pretemporada para adaptarse las nuevas gomas, sólo fue fruto de la suerte el que les beneficiara a ellos y perjudicara a Red Bull. No deja de parecer una muestra de arrogancia y un insulto al sentido común. Unos trabajaron para adaptarse a las nuevas gomas mientras que otros trabajaron por obtener el mejor coche posible, aerodinamicamente hablando, confiando en que al final, el suministrador de neumáticos se adaptaría a ellos, a la escudería "ojito derecho" de la FIA y la FOM. No fue una cuestión de suerte, fue un trabajo de esos equipos por adaptarse a una situación que requería sacar el mejor provecho posible de las nuevas reglas. Por ello el cambio que Pirelli hizo a mitad de temporada no se vio justo, aunque fuera escondido bajo el auspicio de una falta de seguridad simulada a conciencia. Y a conciencia porque esta era la excusa del único escenario posible por el que se podrían cambiar los compuestos de los neumáticos, por la seguridad. Si de alguna manera ya eres consciente de que el cambio de las gomas te propició recuperar una posición ganadora, que menos que no reirse de los aficionados pronunciando esas palabras.
 
Podríamos pensar que desde Red Bull se ríen ahora de los aficionados debido a la borrachera del éxito, que siempre hace decir cosas cuando menos cuestionables. Pero lo último que se podría esperar son las declaraciones del presidente de la marca italiana de neumáticos (Pirelli), que lejos de permanecer callado para no rozar la vergüenza ajena, directamente suelta algo como lo siguiente:
 
 
"Tengo que decir que Alonso estaba muy nervioso cuando dijo eso. No fue debido a los neumáticos, no fue capaz de ganar por una serie de razones. Si ellos (Ferrari) no utilizaron los neumáticos correctamente, no es culpa nuestra
 
Por un momento uno sólo puede pensar que este individuo o bien no tiene vergüenza alguna o bien tiene los bolsillos tan podridos de "dinero sucio" que le da igual decir ocho que ochenta. Si la marca de neumáticos a la que representa ha decidido defintivamente los dos últimos títulos de manera descarada al variar las reglas del juego a mitad de Campeonato, el sentido común te debería dictar que en boca cerrada no entran moscas. Lejos de ello, Marco Trochetti Provera se atreve a burlarse del sentido común de todos los aficionados a la F1 diciendo que es culpa de Ferrari no haberse sabido adaptar a un cambio que les perjudicaba a ellos y beneficiaba directamente a sus rivales. No estamos hablando de un cambio que perjudicara igualmente (o similarmente) a todos, sino de un cambio con una dirección muy concreta: beneficiar a aquellos que durante la pretemporada no habían hecho el trabajo necesario para adaptarse a las nuevas gomas. Lejos de adaptarse a las reglas, en Red Bull siempre consiguen que la F1 se adapte a sus intereses, porque si no se juega con sus reglas, el juego no les interesa. Y lo peor de todo es que en vez de estar agradecidos tanto la escudería,por los éxitos regalados, como la marca de nuemáticos, por no ser llevada a los tribunales por falsear un campeonato durante dos años seguidos...tienen la desfachatez de criticar a quien ha permanecido incomprensiblemente callado, sin quejarse de los robos de estos 2 últimos años. No sé que duele más, si la indolencia de los de Maranello o la cara dura de los chicos de azul y sus compinches de Pirelli, una marca cuyos neumáticos, dicho sea de paso, en sus productos de calle siempre han estado un escalón por debajo de sus más importantes rivales naturales (Michelin y Bridgestone). Venir, después de todo esto, a reirse de esta manera del fracaso de aquellos que han salido perjudicados por tu falta de ética deportiva no es sólo una sinvergonzonería, sino motivo suficiente para que dimitas inmediatamente y dejes paso a gente no esté podrida ni contribuya con su comportamiento a putrefactar la F1. Este deporte, de alguna manera, no necesita de una marca como Pirelli, y más cuando hay marcas de neumáticos que han demostrado a lo largo de su historia con la F1 que saben como participar en este mundial sin adulterar el campeonato a mitad de partida. Y por supuesto, sin que veamos estallar sus neumáticos (o desintegrarse en el mejor de los casos) carrera sí, carrera también. Si las palabras de Hembery diciendo que Alonso debería preguntar a Vettel como gestionar sus neumáticos parecían el comentario de alguien que tenía más cara que espalda, estos últimos comentarios de su presidente recuerdan que lejos de ser algo pasajero, no es más que una confirmación de que en Pirelli está podrido hasta el mismísimo presidente de la firma. O eso, o ha perdido el juicio, que todo puede ser.
 
 
 
 
Podríamos seguir, pero creo firmemente que queda claro a estas alturas que lo que Pirelli está haciendo a la F1 es un flaco favor a su credibilidad, con la aquiesencia de la FIA y de la FOM, sin cuya participación cómplice no se podría haber llevado el robo sistemático de estos 2 últimos años. Pero es que además, lejos de estar sólo perjudicando la credibilidad de este deporte, la imagen de Pirelli también se está viendo seriamente perjudicada: neumáticos que explotan en la carreras, otros a los que se les van desprendiendo las carcasas, equipos que ganan porque en Pirelli les favorecen, otros que llegan a las victorias a través de las trampas con tests secretos concertados con la marca italiana...si la F1 es la mejor plataforma para publicitar una marca, dudo mucho que Pirelli se esté haciendo un favor en lo que a su prestigio como suministradora de neumáticos se refiere. Si en sus productos de calle su duración siempre ha estado en entredicho, la F1 no va a hacer otra cosa que incrementar la sensación de estafa con los mismos. Bridgestone y Michelin han pasado por la F1 sin provocar este festival de explosiones y delaminaciones que los italianos han dado al mundo del motorsport. Y no sólo eso, sino que lo han hecho sin dar la sensación de tongar los mundiales a mitad de Campeonato. Si encima se atreven a reirse públicamente de los que aguantan la situación sin denunciarla, sólo cabe pedir una cosa: ¡vayanse ya de la F1!. Red Bull y Pirelli, Pirelli y Red Bull, dos empresas cuyos intereses en la F1 nos hacen pensar en que la mafia ha vuelto al Gran Circo, si es que alguna vez dejó de existir. Sinceramente, si se rien, háganlo de sus ancestros y dejen de hacerlo de los aficionados a este bendito deporte...¡sólo nos faltaba esto último! 

2 comentarios:

Anónimo dijo...

amen esto se ve hace mucho tiempo que se estan riendo de la gente hay un claro amigismo entre fia,pirelli y rb,lo que me gustaria saber es porque ferrari y lotus no han movido un dedo

Anónimo dijo...

campeon de pilotos :vettel (red bull) campeon de constructores: red bull subcampeon de constructores: mercedes (test ilegal de 1000km) Quienes fueron los dos equipos que mas se quejaron de los neumaticos de la primera mitad de temporada? los que lideran ahora la clasificacion tras el cambio de neumaticos, ¿casualidad?.Pero no os dejeis engañar , ferrari perdio , ha perdido , y perdera en un 70%por su culpa.Y el año que viene Mercedes campeon , no lo olvideis , si no ganan se van, y eso no puede pasar.........ya van amenazando con sus supermotores de 100cv mas que el resto ..........JA!

Publicar un comentario

¿Que necesita Movistar para tener éxito con la F1?

Encuesta - Futuro "Pedro de la Rosa"