Buscar este blog

25 de mayo de 2013

NICO ROSBERG: "EL MATAGIGANTES"...(Como dominar a Schumacher y Hamilton sin que parezca gran cosa)

 
 
Nico Rosberg tiene un problema: es un auténtico matagigantes y nadie lo termina de valorar. Para uno de los pocos talentos que viniendo de padre Campeón que no sólo no desentona sino que triunfa, el papel que se le reserva en los medios es bastante escaso. Tres años ha tenido para enfrentarse a un 7 veces Campeón del Mundo y en los tres años le ha ganado ampliamente. Unas cuantas carreras ha tenido para luchar con Hamilton y a pesar de que el inglés está por delante de él en el campeonato, sus resultados no sólo han estado parejos en muchas ocasiones sino que lleva ya tres poles seguidas, batiendo a Lewis en la sesión de Calificación del que posiblemente sea su circuito favorito, Mónaco. Y ahí sigue, sin ser considerado uno de los pilotos top del Campeonato, relegado a una comparacion más cercana a Webber, Massa y Button  que a la de pilotos de la talla de Hamilton, Alonso y Vettel. ¿Que pasa entonces con Rosberg? ¿que le suecede para que no sea considerado uno de los grandes?...
 

 
 
 
Su primer año en Mercedes pareció llevarse todas las miradas. Michael Schumacher regresaba tras su retiro espiritual y lo hacía bajo la aureola de ser el que muchos consideran el mejor piloto de todos los tiempos junto con Fangio y Senna. Batirle no estaba en la ecuación, y muchos pronosticaban que el Kaiser se iba a pasar por la piedra al bueno de Nico. Su perfil no invitaba a pensar en conseguir hazañas más allá que las que logran los que ejercen de fieles escuderos. Craso error, ya que el que algunos definen como el "Principe de Beckelaer" por su cuidado físico no sólo consiguió estar a la altura del Kaise sino que le batió a final de temporada, doblándole en puntos (142 de Nico por 72 de Michael). Entonces muchos lo justificaron con el óxido de Michael tras 3 años de retiro. Al año siguiente Schumacher se la devolvería. Pues tampoco fue el caso aunque andó mucho más cerca, con un 89 a 76 a favor de nuevo de Nico. Por unos momentos, aunque se le acercara, parecía que Nico conseguí mantener a raya una temporada más a Michael. Aunque pareciera que no fuera por mucha distancia, sólo el hecho de que Michael llevara dos años sin vapulearle ya era noticia de por sí. Michael llegaba con la vitola de ser la apuesta a nº 1 de Mercedes, con el que optar al Campeonato del Mundo. No sólo no ocurría lo segundo sino que lo primero tampoco se daba. Entonces la tónica fue pensar que definitivamente Michael ya no era el que ganó esos 7 campeonatos del Mundo. Los logros de Nico, de nuevo en entredicho. Michael no era rival. De hecho, se llegó a considerar que Schumacher no respetara su 3er año de contrato y abandonara de manera definitiva la F1. No sólo no lo hizo sino que siguió compitiendo en 2013 con la idea de que a la 3ª va la vencida. Y su comienzo no fue malo, pero los abandonos le restaron muchos puntos. Tanto fue así que a pesar de batirse el uno al otro el mismo número de veces en carrera (10 veces para cada uno los Domingos), fue Nico el que hizo casi el doble de puntos que el Kaiser (93 a 49). ¿La diferencia? que Nico aprovechó el principio de temporada, cuando el Mercedes era un buen coche que luchaba por podios y victorias, y MIchael no.  A partir del Gp de Europa  Michael hizo 47 puntos por 26 de Nico, lo que puso en duda el rendimiento de Nico una vez más, ya que la última parte del Campeonato es lo que más se recuerda. Por ello, tras el fichaje de Hamilton, de nuevo se pensó que Rosberg iba a ser masacrado por el piloto inglés...
 
 
 
 
Y llegó el 2013, con la llegada de Hamilton a Mercedes, y las primeras sorpresas empezaron a saltar. No sólo no es batido de manera criminal por Lewis sino que el alemán ya lleva 3 poles seguidas con el mismo coche con el que Hamilton cuenta cada fin de semana. La sorpresa empieza a tener visos de realidad, pero la duda siempre parece estar ahí. Lewis lleva el doble de puntos que Nico a estar alturas por la misma suerte que corrió Schumacher el año pasado: 2 abandonos que le han supuesto 0 puntos mientras que a Hamilton le han dado 25 puntos más. Casi el equivalente a la diferencia (27 puntos) que les separa a los dos. ¿Le sucederá lo mismo que a Schumacher el año pasado? La fiabilidad que hasta ahora no le había perjudicado en la misma manera que a sus compañeros se le ha vuelto en contra este año con la llegada el inglés. ¿Es el piloto o el equipo el que cuida de la fiabilidad de sus monoplazas? Sea como fuere, de nuevo los logros de Nico parecen tapados por circunstancias ajenas a sus manos. Va empatado con Hamilton en la guerra de las calificaciones, la que suele mostrar la velocidad pura e innata. Y si eso no fuera poco, ha osado a batirle en la pista favorita del inglés y la que siempre ha representado como ninguna otra la calidad de las manos de un piloto. No se sabe aun como terminará la temporada entre la pareja de Mercedes, pero si Rosberg logra batir a Hamilton esta temporada habrá que reconocerle al César lo que es del César. No es el más espectacular, no destaca en nada en particular que le haga tener un sobrenombre que le acredite ante la opinió pública y los equipos ("el más rápido a 1 vuelta", "el que mejor ritmo tiene", "el más valiente en los adelantamientos", "el más frío de la parrilla"...que sí llevan rivales suyos como Vettel, Alonso, Hamilton y Kimi). De alguna manera, el ser bueno en todas las facetas pero no sobresalir de manera espectacular en ninguna le puede estar pasando factura. Si hasta a Button se le reconoce una cualidad ("el que mejor cuida los neumáticos"), justo será apodar a Rosberg con un sobrenombre si logra batir a Hamilton a final de temporada. ¿Que tal el "Matagigantes"?. Pues eso...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Que necesita Movistar para tener éxito con la F1?

Encuesta - Futuro "Pedro de la Rosa"